En este momento estás viendo ¿Cómo se realiza el drenaje linfático manual?

¿Cómo se realiza el drenaje linfático manual?

Eliminar líquidos y toxinas de nuestro cuerpo es crucial para el buen funcionamiento del organismo y una mejora en el aspecto de nuestro cuerpo. El drenaje linfático manual ayuda a lograr este fin. ¿Cómo se lleva a cabo? ¿Qué otras funciones cumple? Este es uno de los tratamientos más demandados porque consigue reducir considerablemente la celulitis, la hinchazón y los edemas, tanto en piernas como en abdomen, glúteos y brazos. Ojo, no es un tratamiento para adelgazar, no significa que por hacerte un drenaje linfático vas a quitarte esos kilos que te sobran, pero lo que sí vas a conseguir es reducir la hinchazón de tu cuerpo provocada por un exceso de líquidos. 

Cómo se hace un drenaje linfático paso a paso

Si nunca te has hecho o no habías escuchado hablar mucho sobre él, vamos a contarte cómo se lleva a cabo un drenaje linfático. Este se puede hacer de una a cinco veces por semana, según la necesidad que tengas y la retención de líquidos, aunque será el profesional quien determine esto tras una evaluación inicial. 

Paso 1, estimular

El primer paso va por la estimulación del  sistema linfático. Se comienza con unos movimientos que estimulan los ganglios y los llevan a vaciarse. Esto se repite de una a tres veces a lo largo de la sesión. 

Paso 2, drenaje facial

El drenaje linfático también se lleva a cabo en la cara, comenzando en el cuello haciendo movimientos circulares que van hacia arriba y abajo de esta zona. Una vez lleguemos a la barbillas, subiremos por los labios, las mejillas y las sienes, siempre haciendo círculos con nuestros dedos. Seguiremos por los ojos, haciendo inciso de manera suave en los párpados y, más tarde, la frente. 

Paso 3, manos y brazos

Para el drenaje linfático en estas zonas se comienza desde las axilas con movimientos circulares que ejerzan presión en los ganglios para estimularlos a vaciarse. De ahí se desliza hasta las muñecas y se sigue por la manos, donde se comienza en la zona del pulgar. 

Paso 4, tórax y mamas

Se comienza bajo las mamas y se crea en dirección a la axila, mientras que la zona del tórax debe ir hasta las clavículas. Siempre como movimientos rotatorios.

Paso 5, la barriga

Al ir zona por zona se trata de estimular todo el sistema linfático, y este es como una autovía que recorre nuestro cuerpo, es decir, que se extiende por todo él. Para drenar la barriga se comienza desde el ombligo hacia los lados y hacia arriba. Mientras que para el drenaje linfático de las zonas laterales, será de arriba a abajo. 

Paso 6, piernas y pies

Y llegamos a la zona final, donde las manos irán colocadas a modo de brazalete mientras bajan por estas y ejercen presión. Se hará este movimiento de arriba a abajo entre 10 y 15 veces en cada muslo.

En el caso de la parte interna del muslo, será de abajo a arriba, hacia los genitales. Y en los pies, pequeños movimientos circulares que suban hasta la rodilla. 

¿Crees que el drenaje linfático puede ayudarte a sentirte mejor por dentro y por fuera? Si es así, no dudes en pasar por nuestro centro para que te informemos de todo y te contemos lo que este tratamiento puede hacer por ti. 

Deja una respuesta

Ver más

  • Responsable: Session Estética.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a SERED HOSTING S.L que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.